• Gripe porcina: Conspiración y realidad.

Octubre 22 - 09
Fuente: www.americaeconomia.com
http://blog.americaeconomia.com/lara/
Rodrigo Lara.



La realidad suele ser más aburrida que la fantasía.
Foto: blog.guiasenior.com

Siendo Londres la capital de un Imperio, en 1918 era mucho más conveniente estar en la también populosa, pero industrial y gris Manchester. ¿La razón? Allí se encontraba a cargo de la salud pública el Dr. James Niven. A diferencia de sus pares de la capital, Niven decidió actuar preventivamente contra la “gripe española”, la pandemia que se había originado en Kansas, EE.UU., unos meses antes: pegó por toda la ciudad carteles con medidas simples y claras: evitar las aglomeraciones, no reunirse en lugares mal aireados, aislar efectivamente a los enfermos, taparse la boca al estornudar, etc. Y las impusó. Cuando la segunda oleada de la pandemia (tuvo tres, aunque nadie, excepto gente como Niven lo sospechaba) arribó a la ciudad, murieron 1.700 personas contra 10.000 en Londres.


Son números terribles, adecuados a una época en que no había vacunas contra la gripe, ni antivirales, ni respiradores mecánicos, ni coordinación médica global (o Europea, al menos) y –por si fuera poco– se pensaba que esa gripe en particular la provocaba ¡una bacteria!

La historia anterior se relata en un artículo muy interesante de Mark Honigsbaum, investigador del Wellcome Trust Centre for the History of Medicine y autor de “Living With Enza: The Forgotten Story of Britain and The Great Flu Pandemic of 1918” (Viviendo con Enza: La Historia Olvidada de la Gran Epidemia de Gripe de 1918). En él se da cuenta de un dato que en la verdadera tormenta informativa actual sobre el tema casi nadie ha mencionado: Las pandemias de gripe ocurren habitualmente cada 10 a 40 años y muchos de quienes creen que es un hecho tan inusitado como maligno, sobrevivieron casi sin darse cuenta a las de 1957 y 1968 (las dos previas a la actual).
De hecho, no deja de ser notable que, pese al hecho de que en el último medio siglo la población humana casi se ha triplicado sobre el planeta y, por consiguiente, la cantidad de cerdos y pollos domésticos también, la emergencia de nuevos virus de la gripe ha sido de efectos prácticamente nulos en la salud pública.

Obstinados en ver sombras a pleno sol del mediodía como somos los seres humanos, el brote de la gripe porcina o gripe mexicana o gripe norteamericana (elijan la denominación que los ofenda menos), ha dado origen a todo tipo de fantasías paranoicas.


En The Lay Scientist Blog se recopilan algunas de las más delirantes. Una dice que el grupo de seguimiento de la acción del virus de la OMS es una creación de los Illuminati, un presunto grupo de plutócratas que dirige el mundo desde las sombras. No deja de ser cómico que alguien pueda creer que un grupo masón nacido en Bavaria en 1776 ha sobrevivido hasta el día de hoy y quiere ponerle obligatoriamente vacunas “Made in China” a todos los ciudadanos de EE.UU. contra su voluntad, pero los Illuminati son uno de los comodines más antiguos y preferidos de los grupos estadounidenses que hubieran preferido que los Confederados hubieran ganado la Guerra de Secesión (sus seguidores latinoamericanos han llegado a señalar que gobiernos como los de Salvador Allende eran resultado de la acción de la secta).

Afortunadamente, la evidencia surgida en las últimas horas muestra que el virus actual, se comporta como la mayoría de los virus: prefiere no matar a sus huéspedes: “Los virus de la gripe son conocidos por ser notoriamente impredeciblesescriben Karen Kaplan y Alan Zarembo en Los Angeles Times–, y esta cepa podría mutar en cualquier momento, convirtiéndose en más benigna o mas peligrosamente dañina. Sin embargo, evidencia preliminar de laboratorios de genética, modelos epidemiológicos y simple sugerencias matemáticas, indican que es probable que los peores escenarios sean evitados en la emergencia actual”.

Finalmente, existen algunos argumentos relativos a que la vacuna disponible en este momento podría ayudar en algunos casos. Si bien, numerosos científicos, correctamente, señalan que la nueva cepa por su novedad se aleja mucho de la capacidad de inmunizar contra la gripe porcina de la vacuna normal, en éste artículo de ScienceNOW, Julio Frenk, de la Harvard School of Public Health en Boston, ex secretario de Salud de México, dice que “la vacuna podría hacer algún bien”. Se basa en el hecho de que “México posee una cobertura de vacunación excelente para niños menores de cinco años y ancianos, dos de los grupos que han sido exceptuados (en general) en este brote”.


La realidad suele ser más aburrida que la fantasía. Y si bien la épica de los grandes desastres brilla en los grandes relatos de ficción, en la vida real, los “finales felices” suelen ocurrir bajo el auspicio de la modestia de la prevención y el esfuerzo masivo de todos los que no somos héroes. Como lo logró el casi olvidado James Niven.


Artículos Relacionados

Sobre las teorías de la conspiración de la gripe porcina.


5 comentarios:

  1. Según la OMS la seguridad y eficacia de la(s) vacuna(s) se comprobará tras su comercialización. También señala que habrá que tener especial cuidado y seguimiento porque podrán provocar efectos secundarios "raros y graves".
    En Alemania: "vacuna diferenciada" para gobierno y ejército (sin adyuvantes)
    En España: vacuna diferente para embarazadas (sin adyuvantes)
    Al parecer el mayor riesgo está en los adyuvantes, escualeno en el caso de las dos vacunas aprobadas para España.
    Médicos, personal de enfermería, otros profesionales de la salud: no recomiendan la vacunación ni piensan vacunarse...
    ¿Todos son/somos conspiranoicos?

    ResponderEliminar
  2. Mark Honigsbaum mete la pata con su análisis puesto que Londres y Manchester tenían una relación de población de 7:1 (considerando sólo Inner London)
    http://ecos.blogalia.com/historias/64926

    ResponderEliminar
  3. Investigan la muerte de dos personas en Suecia tras vacunarse contra la gripe A

    http://www.abc.es/20091022/internacional-europa/investigan-muerte-personas-suecia-200910222049.html

    CARMEN VILLAR MIR | ESTOCOLMO Actualizado Jueves, 22-10-09 a las 23:47
    El «Läkemedelsverket», o Dirección Nacional de Sanidad Sueca, investiga a horas forzadas si la vacuna contra la gripe A, es demasiado fuerte. Dos personas hasta hoy han muerto tras ser vacunadas y esa dirección estudia si es necesario exigir recomendaciones para que no se vacune a los ancianos ni a los niños pequeños.
    Según el doctor Lennart Walden Lind, «en los ensayos clínicos llevados a cabo antes de la vacunación, hoy muy pocos pacientes de esas características por lo que no se puede asegurar que la vacuna sea conveniente». La noticia de que dos personas enfermas murieron de un ataque al corazón, dos días después de ser vacunados contra la gripe A, ha causado una gran alarma en Suecia.

    Ambos casos están siendo investigados por un Consejo Médico que hoy trabaja horas extraordinarias para determinar es necesario advertir a la población.
    La vacuna de la gripe porcina difiere de la que se emplea contar la gripe común por contener un número más alto de los llamados adyuvantes inmunológicos, es decir unos componentes químicos incorporados al antígeno o inyectados simultaneamente con él, que activan el sistema inmune de la persona que los recibe para hacer más efectiva la respuesta.
    Según los expertos suecos, esta circunstancia puede explicar que algunas personas tengan reacciones más fuertes que las deseadas, o de las que da una vacuna convencional. Una persona con factores de riesgo, debe abstenerle de momento de vacunarse. Los galenos han constatado además, que los ancianos enferman de gripe después de haberse vacunado contra la gripe A. Las vacunaciones en masa empezaron en Suecia hace una semana.

    ResponderEliminar
  4. Por cierto, no añadí en mi comentario que el error de Honigsbaum no invalida tu análisis.

    ResponderEliminar
  5. Tengo que contestarle lo mismo que a su colega de opinión, Antoni Trilla, que publica el post titulado "Sobre las teorías de conspiración mundial de la gripe porcina":

    La desaparecida Margaret Chan, directora de la OMS, ni siquiera ha dado la cara ante el Presidente de la Comisión de Salud del Consejo de Europa, Wolfgan Wodarg, a la hora de explicar su actuación frente a la gripe A. Supongo que le daban miedo los conspiranoicos.

    Wolfgan Wodarg es, según parece, un conspiranoico.

    La presidenta Chan, al inicio de sus decisiones, se apoyó en un argumento científico:"el mundo está tan conectado que sabemos que va a pasar algo, pero no el qué".

    La cifra de negocios con la gripe A de algunas farmaceúticas es escandalosa.

    La cifra de muertos por gripe A es ridícula para declarar una pandemia.

    El porcentaje de dosis de vacunas utilizado sobre las que se han comprado es un despilfarro de dinero público.

    Los negocios de las absurdas mascarillas tapabocas utilizadas por todos lados nos suenan a cuento chino.

    En todas las gasolineras y supermercados han aparecido montañas de productos para desinfectarse las manos que nos van a tener que vender en próximas pandemias que se seguirán combatiendo con el famoso Tamiflu que ya nos vendieron para combatir la gripe aviar, horrorosa pandemia que terminó con todas las aves del planeta y esquilmó a la humanidad.


    Un conspiranoico

    ResponderEliminar